Aprender noruego con el alfabeto fonético

A la hora de aprender noruego, el alfabeto fonético es indispensable

Si ya estás tomando nuestro Curso Noruego, seguramente ya habrás visto los símbolos fonéticos. Al principio pueden ser un poco difíciles de entender; pero una vez que comprendes de qué se tratan, verás que son CLAVE para mejorar tu pronunciación. Así que en esta nota, te proponemos que te amigues con ellos.

Antes que nada:

Símbolos fonéticos: ¿cuál es su diferencia con una letra común?

Un símbolo fonético representa un sonido. Las letras también representan un sonido, pero ojo: una letra puede pronunciarse de distintas formas. (Por ejemplo, en español, la “c” puede sonar de dos formas, como en la palabra “cacería”). En ese sentido, pueden haber varios símbolos fonéticos para una misma letra. También hay símbolos fonéticos para conjunciones de letras. (…Sigue leyendo y ahora entenderás más sobre esto).

¿Por qué usar símbolos de fonética a la hora de aprender noruego?

Para aprender noruego, entender de entrada los sonidos es FUNDAMENTAL. Y lo ponemos en mayúsculas porque es importante remarcar que si no te familiarizas con los sonidos desde el principio, luego te será muy difícil “quitarte” lo que hayas aprendido mal.

La importancia de los sonidos radica en un hecho: el idioma noruego tiene muchos más sonidos que el español. Estos sonidos nuevos, -que al principio son un poco difíciles de identificar-, son importantísimos no solo para pronunciar bien las palabras, sino para ENTENDERLAS cuando las escuchas.

Aquí hemos marcado los pares de sonidos que más similares suenan para los hispanohablantes que quieren aprender noruego:

Captura de pantalla 2016-08-07 a las 10.54.01 p.m.

En definitiva: aprender un idioma es como construir una casa. Si no colocas los cimientos correctamente desde el principio, después te costará que las paredes te queden derechas. Y en este caso, los cimientos del lenguaje son los sonidos: lo más fundamental.

Noruego vs español

Español: 5 vocales, 17 consonantes. En total: 22 sonidos.

Los más comunes en español:

iː ɪ yː ʏ eː ə øː œ ɛ æː æ ʉː u0 uː ʊ oː ɔ ɑː ɑ p b t d k g f v s h ç ʃ m n ŋ r l j ʈ ɖ ɳ ɭ ʂ l̩ ɭ̩ n̩ ɳ̩-4

Noruego: 19 vocales*, 23 consonantes. También hay que separar entre vocales largas y vocales cortas (con el signo ‘ː’). En total: 46 sonidos.

Los sonidos más comunes en noruego:

sonidos mas comunes del noruego

*Puedes aprender a pronunciar todas las vocales en los primeros niveles de nuestro curso.

Entonces, volvamos a responder la primera pregunta: ¿por qué tienes que amigarte con el alfabeto fonético? Porque una vez que aprendas a  identificar los símbolos fonéticos, podrás “leer” exactamente los sonidos con los que debes pronunciar las palabras.

Captura de pantalla 2016-08-07 a las 10.59.43 p.m.
En nuestro curso, los símbolos fonéticos aparecen debajo de cada palabra

Por dónde empezar

No pierdas la calma. Como ya dijimos, si quieres aprender noruego, lo primero que debes hacer es conocer muy bien estos nuevos sonidos, y eso significa entrenar tu oído para identificarlos. Al fin y al cabo, ¿cómo vas a poder pronunciar bien la ‘u’ y la ‘o’ en noruego, si todavía no logras ESCUCHAR la diferencia entre estos sonidos?

Si sientes que tienes dificultades para identificar estos nuevos sonidos, y sobre todo, a diferenciarlos (algunos pueden ser un poco sutiles), tranquilo: puedes “entrenar” tu cerebro usando la técnica de los pares mínimos.

¿Que NO hacer?: nuestro consejo de oro

NO intentes aprender mucho vocabulario nuevo junto al principio. Primero enfócate en el tema de los sonidos. Si haces al revés, habrás aprendido mal el sonido de las palabras y luego tendrás que volver sobre tus pasos y volver a memorizar todo desde cero.

Los sonidos más difíciles

Algunos de los sonidos noruegos más difíciles de aprender para los hispanohablantes son:

  • La vocal ‘u’: /ʉ/
  • La vocal ‘æ’: /æ/
  • La vocal ‘e’ ligera: /ə/
  • La combinación ‘sj’, ‘sk’, ‘skj’, ‘rs’: /ʃ/

Vocales cortas y vocales largas

Otro reto es aprender a diferenciar las vocales cortas y las largas. Para indicar que una vocal es larga, usamos el signo ‘ː’. Por ejemplo:

  • “sette” (poner): /’setə/
  • “sete” (asiento): /seːtə/

Entonación

Para indicar que una palabra se pronuncia con más fuerza en la primera parte, usamos un signo de ‘’’. Por ejemplo:

  • “finne” (encontrar): /’finə/
  • “fine” (bonitas): /fiːnə/

Sonidos retroflejos

Los sonidos retroflejos son los que precisan que enrolles la lengua para pronunciarlos. Estos son:

  • /ʈ/
  • /ɳ/
  • /ɖ/

Los primeros sonidos para aprender

El primer sonido que debes aprender es la ‘u’ noruega, que es la vocal más frecuente.

Después, te recomendamos aprender la ‘æ’ y la ‘ø’.

Si aún no estás seguro de cuáles son los sonidos más difíciles para ti -la dificultad en la pronunciación es muy personal- puedes entrar en nuestra página web y hacer una prueba para detectar tu nivel para reconocer sonidos.

Captura de pantalla 2016-08-07 a las 11.02.17 p.m.

Después de hacer esta prueba, conocerás cuáles son los sonidos que más te cuesta identificar. De esta forma, podrás saber cómo continuar con una experiencia de aprendizaje más efectiva y personalizada.

Para entender más sobre el Alfabeto Fonético Internacional, te recomendamos entrar a:

https://es.wikipedia.org/wiki/Fonolog%C3%ADa_del_noruego

http://www.proel.org/index.php?pagina=mundo/fonetico

Y si quieres saber cómo suena cada símbolo fonético, puedes entrar a la entrada de Wikipedia sobre este alfabeto, y hacer click sobre el símbolo que quieras aprender.

Ojo: no te vuelvas loco. El Alfabeto Fonético Internacional es técnico, y no necesitas aprenderlo todo. Con entender qué es y cuáles son los símbolos más usados, es suficiente (y nosotros te ayudaremos a determinar eso). Además, en nuestras lecciones aprenderás a identificar qué letras se relacionan con qué sonidos, y de a poco, podrás vincular cada sonido con un símbolo fonético gráfico…pero, ¡paso a paso!

Y estos videos te van a resultar muy útiles:

https://www.youtube.com/watch?v=3ZNjjWGjGbI

https://www.youtube.com/watch?v=j3pHZFm7I74&spfreload=5

¿Tienes dudas? ¡No dejes de escribirnos!

¿Quieres empezar a aprender noruego y no sabes por dónde arrancar? ¡Comienza tomando nuestro curso gratis, y descubrirás enseguida de qué va todo este asunto de los sonidos con clases didácticas interactivas! Regístrate empezando una sesión en: cursonoruego.es

 

 


Deja tu e-mail para recibir notificaciones de nuevas publicaciones:

Eirin: Una noruega en Argentina

Ella es Eirin. Como cualquier chica de Buenos Aires, padece el tráfico porteño y disfruta desayunando un café con leche y medialunas en el bar de la esquina. Es hincha de Racing, vive en el debate constante entre comer o no comer tanta carne, y cuando no está trabajando desde su casa en Villa Crespo, sale a dar una vuelta por la ciudad. Hasta acá, podría ser como cualquier otra porteña; pero con la diferencia de que Eirin es Noruega, y encontró en Argentina su nuevo lugar en el mundo.

Y decimos ‘nuevo’ porque Eirin es una nómade: a los 17, se animó a estudiar todo un semestre en Panamá, cuando solo sabía decir dos frases en español: “Hola, yo soy Eirin” y “¿Puedes prestarme una toalla?”.  Ahora, habla el idioma de Cervantes con fluidez, y a veces, hasta se le escapa un:“che, boludo”. Pero Panamá fue solo el puntapié: su carrera como licenciada en Ciencias Políticas -y su pasión por las diversas culturas del mundo- la llevaron a instalarse en distintos países del globo; y desde hace tres años, Argentina es su casa.

Pero, ¿qué hace una noruega en el país más austral? Vimos su video contando un poco más su experiencia, y nos gustó tanto, que quisimos entrevistarla:

CN: ¿Cómo es pasar de Noruega a Argentina?

E: Casi todos los noruegos lo dicen: es quinientas mil veces más fácil ir de Noruega a Argentina, que al revés.

CN: ¿Por qué?

E: Porque acá es una ciudad grande y podés hacer lo que quieras, la gente de acepta y hay muchos estilos de vida distintos…En Noruega, en cambio, las personas son un poco más cerradas, y la cultura es bastante homogénea, como una “monocultura”. Además, hay una idea muy rígida de cómo deben hacerse las cosas. Por ejemplo: “todos los bebés tienen que dormirse a las siete de la noche”. Si tu bebé se duerme más tarde…¡todo mal!

CN: ¿Qué recomendación le darías a nuestros estudiantes que quieren ir a trabajar a Noruega, y quieren integrarse en la sociedad?

E: Con respecto a la parte emocional, es importante prepararse un poco. Ir sabiendo que la vida es muy diferente, la cultura es muy distinta; por ejemplo, después de las seis de la tarde y los domingos está todo cerrado. Además, aunque tengas un buen sueldo, salir a comer es muy caro.  Entonces, la gente no va todos los días al café de la esquina a desayunar. Hay que saber que hay que acostumbrarse a un estilo de vida más frío, y eso no es fácil.

Por otro lado, los noruegos tienen esa cosa de que no están tan interesados en conocer gente nueva…¡la mayoría sigue siendo amiga de sus compañeros del jardín! Así que es un poco difícil meterse en un nuevo grupo. Por eso, lo que siempre se puede hacer es meterse en grupos, en actividades donde todos tengan intereses en común. También hay muchos grupos de latinos en Noruega.

CN: ¿Cómo fue tu experiencia como nativa noruega para aprender español?

Creo que tuve la mejor experiencia. Cuando fui a Panamá, con 17 años, vivía en una ciudad pequeña sin extranjeros, y nadie hablaba inglés. Y yo sólo sabía dos frases en español. Pero me gustó el desafío. Y después de unas semanas, fui a una reunión de otros alumnos extranjeros, y ya podía decir cosas más complejas, podía tomarme el transporte público sola e indicarle al chofer dónde me bajaba. Yo nunca tomé un curso de español, pero estando tan inmersa, el aprendizaje fue muy rápido. Pero todavía hay cosas que no puedo decir bien, y algunas construcciones de condicionales me resultan difíciles.

CN: ¿Sentís que tenés una predisposición para aprender fácilmente idiomas?

En realidad, creo que cualquier persona puede aprender un nuevo idioma; pero a algunos les cuesta más, y también tiene que ver con la personalidad. Yo soy muy extrovertida, me encantan los idiomas, hablar, contar historias, me gusta entender el humor de los lugares a los que voy.

CN: ¿Cuál sería tu consejo para alguien que quieren aprender un nuevo idioma?

E: Nunca tengan miedo. Está perfecto decir cualquier cosa mal, lo importante es decirlo, en algún momento te vas a hacer entender. Yo sí creo que tengo una facilidad, pero no tener miedo y querer comunicarse es mi mejor consejo.

CN: Y, ¿cuál es tu consejo específicamente para los hispanohablantes que quieren aprender noruego?

E: Yo siempre digo tres cosas. Primero, fijarse muy bien en no pronunciar las D que no hay que pronunciar, eso es uno de los errores más comunes de los estudiantes. Después, practicar los sonidos que no existen en español, como la “U”. Y tercero, aprender desde el primer día dónde poner bien el verbo y el sustantivo en una oración, que no funciona igual que en español.

CN: ¿Cuál es la mejor forma para no frustrarse al principio?

E: Siempre va a ser frustrante. Yo acabo de hacer un año de hebreo, y fui casi la peor. Pero si uno lo quiere, lo va a hacer. Además, el aprendizaje de los idiomas es como subir una escalera, no es una línea recta. Uno puede sentir que no avanza, y un día, de golpe, ya está hablando. Es un proceso en etapas. Así que hay que ser paciente; no es fácil para nadie el noruego, salvo para los suecos. Y si ya están viviendo allá, que no se frustren si sienten que la gente no quiere practicar.

CN: ¿Cómo es eso?

E: En Noruega, si sienten que no hablás tan bien en noruego, cambian enseguida al inglés…o incluso al español. Ahora, en noruega, está muy de moda la cultura latina y aprender español, las clases de salsa, de tango, de flamenco. Y los noruegos van a querer practicar el español que están aprendiendo en sus cursos.

CN: ¿Qué es lo que más te gusta del idioma español?

Me gusta que se pueden decir las cosas de muchas maneras distintas, es un idioma muy rico, tiene muchísimas más palabras que en noruego no existen, ¡y nunca voy a terminar de aprenderlas!
¡Gracias Eirin! ¡Nos encantó charlar contigo!


Deja tu e-mail para recibir notificaciones de nuevas publicaciones:

Viajar, Comer y Amar en Noruega

¿Qué podemos decir de José David Jurado? Realmente, el hombre es todo un suertudo: se la pasa viajando, y en su blog Viajar, Comer y Amar vuelca sus experiencias alrededor del globo.

Aunque escribe desde hace solo tres años, ya recorrió buena parte del mundo, y claro, Noruega no es la excepción. José visitó el país nórdico y retrató sus andazas con una serie de crónicas y fotos espectaculares. Hoy, lo entrevistamos para que nos cuente más sobre su impresión en el país de los vikingos. Pero, cuidado: leer esta nota te va a generar unas ganas irrefrenables de sacar pasajes para el próximo vuelo a este país.

1) ¿Por qué elegiste visitar Noruega y no otro lugar? ¿Siempre quisiste ir allí o surgió de casualidad?

Porque la Oficina de Turismo de Noruega en España me invitó a ir. Pero aparte de eso, Noruega es un país al que siempre había querido ir. Yo estaba haciendo una exposición en un debate para la asociación de Bloggers de Barcelona y la oficina de turismo iba a elegir a un miembro de la asociación (para representarla) en su próximo blog trip (viaje organizado al que se invita a bloggers de viaje para que cuenten su experiencia). El caso es que en mitad del debate, el representante de la oficina de turismo decidió que fuera yo el elegido. Ante mi sorpresa, no me quedó más remedio que reconocoerle, que yo no pertenecía a la asociación. Pero aún y así me invitaron a descubrir Noruega.

2) ¿Qué paisaje fue el que más te impactó en Noruega?

Los alrededores de Honningsvag con el sol de media noche. Esa luz espectacular y los lagos forman unas escenas impresionantes. Vivir el sol de media noche fue la experiencia más emocionante y bonita de todo el viaje. Su gastronomía también me gustó mucho, aunque para mi gusto, un poco pesada en algunos platos. Pero preparan los pescados y las carnes que es una delicia. Lo del salmón ahumado, aunque parezca típico es impresionante. Después de comer salmón ahumado en Noruega, es difícil que te guste los sucedáneos que a veces nos venden aquí.

3) ¿Qué característica cultural de los noruegos fue la que más te llamó la atención?

Su sentido del humor. Asistimos a una obra de teatro en la que ellos mismos se reían de sus rarezas. De ser los que tenían los sentimientos más al norte, de ser los antipáticos más al norte… y cosas así. Muy divertido. En algunas zonas, me sorprendió lo duro que puede llegar a ser pasar el invierno. Vivir allí no debe ser nada fácil.

4) ¿Cuáles son los mayores inconvenientes a la hora de viajar a Noruega? ¿Y las ventajas?

Los precios. Noruega es un país más caro que España, aunque organizándote bien sabiendo qué hacer y qué no, tampoco lo es tanto. Como ventajas, te diría que sus paisajes son increíbles y también que no es complicado encontrar gente que hable inglés. Si no lo hacen, se esfuerzan en ayudarte. Visitar el país hablando noruego debe ser muy interesante también.

5) ¿Qué lugar que no pudiste visitar te hubiera gustado recorrer?

Me hubiera haber podido estar en Oslo, Bergen, uf… muchos sitios. Noruega es muy grande y tiene muchas cosas más que sólo el cabo norte, las auroras y el cangrejo rey.

6) ¿Tenías alguna idea de Noruega que, una vez que conociste el país, te diste cuenta que no era como creías?

No tenía ni pajolera idea. Fue toda una sorpresa y muy agradable.

7) ¿Qué consejo le darías a alguien que quiere irse de mochilero a Noruega?

Que ahorre y que lea mucho sobre el país, su gente y lo que hay que hacer allí. Noruega no es un país para irse de mochilero. De todas formas hay maneras para ir conociendo gente e ir visitando el país, que además de ser muy enriquecedoras, también reducen un poco el gasto. Ir en grupo es también una buena idea para compartir gastos de alojamiento y transporte.

¡Gracias David por compartir tu experiencia con nosotros! Si tu también has viajado a Noruega y quieres contarnos cómo te fue, ¡escríbenos!


Deja tu e-mail para recibir notificaciones de nuevas publicaciones:

Cosas que ocurren cuando tienes que trabajar en Noruega: diferencias culturales

Nos encanta el blog A Frog in the Fjord, que trata sobre las experiencias de una joven francesa viviendo en Noruega. Hace un par de meses tradujimos su nota sobre el lado romántico del idioma noruego, y hoy vamos a traducir Weird Things Norwegians do during meetings, es decir: las cosas más raras que hacen los noruegos durante las reuniones laborales. Es una nota sobre las diferencias culturales entre trabajar en noruega y otros países europeos, como España o Francia. ¡Esperamos que les guste y nos cuenten qué les ha parecido!

Ir al trabajo con los esquís

¿En qué otro país la gente va a la oficina y a las reuniones de trabajo con los esquís al hombro? Y esto no se detiene ahí: a los noruegos les encanta demostrar que pueden ir a esquiar justo después del trabajo y no tienen que esperar al fin de semana como el resto de los mortales.

Tejer en las reuniones

En Noruega está totalmente aceptada hacer otras cosas durante las reuniones de trabajo además de escuchar o tomar notas, como por ejemplo: tejer. Algunos dicen que les ayuda a concentrarse tener las manos ocupadas, pero para otros puede resultar molestos escuchar el ruido de las agujas de tejer chocándose todo el tiempo. Como protesta, algunos están comenzando un nuevo movimiento: tallar o cortar madera en respuesta a los tejedres molestos. Chicos, una pregunta: ¿esto es una oficina o un taller de artesanías?

 

Enojarse y sonreír al mismo tiempo

Al principio, en Noruega, sentí como todos estaban de acuerdo con todos. “Todo el mundo es tan tranquilo aquí”, pensé. La gente sonríe, nadie se enoja. ¡Que maravilloso! En realidad, muchas reuniones que aparentan ser pacíficas para un extranjero, en realidad están llenas de mensajes cifrados entre las personas. Estos mensaje implican sonrisas agresivas sutiles y pequeños guiños que en realidad significan enojo o desacuerdo. Si logras captar todos estos mensajes, te merecen una medalla: ¡has logrado superar la etapa 350 de la integración cultural en Noruega! Pero, sinceramente: ¿no es mejor creer que todos se aman?

trabajo en noruega

Dejar la corbata en casa

En las reuniones de trabajo en Noruega no se espera ningún código de vestimenta.

Una vez tuve una reunión con un embajador y un representante del Ministerio noruego. Tenía miedo de estar muy informal; me había olvidado de la reunión y tenía puesta una camiseta de algodón rayada roja con una imagen de Pipi Mediaslargas. Pero cuando vi al embajador llegar en pantalones cortos y zapatillas deportivas, y al tipo del Ministerio con los anteojos rotos que había “reparado” con un trozo de cinta adhesiva sobre los ojos, me di cuenta que no estaba tan mal como pensaba.

trabajo en noruega
¿Recuerdas a Pippin Mediaslargas?

Olvidarse de usar zapatos

¿Crees que a tus colegas les han robado los zapatos camino al trabajo? No, no es así. A la hora de trabajar en noruega, no hay nada más común que ver a todos en medias y pantuflas. La idea es aprovechar las reuniones para que todos puedan lucir sus hermosos calcetines tejidos. ¿No tienes calcetines? No te preocupes: siempre hay un tejedor loco en todas las charlas que de seguro estará dispuesto a hacerte un par. ¿Lo ves? No hay problemas, solo soluciones en las las reuniones con noruegos.

Las reuniones noruegas y el consumo de café

Las reuniones noruegas pueden ser muy largas. Es por eso que se proporcionan litros de café. La duración de las reuniones en Noruega se debe a que nadie se atreve a tomar una decisión porque nadie quiere parecer más importante que los demás. Cuando tienes que trabajar en Noruega, debes enfrentarte a reuniones donde todo el mundo habla y luego nadie toma una decisión, de hecho, parece como si todos se hubieran olvidado del objetivo del encuentro. Por eso las reuniones son eternas; y tal vez, haya que hacer una nueva reunión para definir lo que no se pudo establecer en la primera reunión.

Olvídate de quién es el jefe

La autoridad es mucho más horizontal que en otros entornos de trabajo europeos, como Alemania, por ejemplo. Un jefe noruego no suele decir con autoridad “decido que esto es lo que va a pasar”, sobre todo estando al frente de una reunión, incluso si todos ya han dicho sus opiniones. ¿Quién crees que eres? ¿El jefe, o algo?

Hacer ruidos molestos

Para los noruegos, no hay como una reunión de trabajo para hacer ruidos molestos. Estos ruidos, que consisten en una inspiración (“AH”) y distintos zumbidos (“Hmmmmmm”), los usan para demostrar que están prestando atención (aunque en realidad están tejiendo o tallando madera). Al principio es un poco inquietante, pero luego te acostumbras.

Tener demasiadas reuniones

¿En qué otro país del mundo es que hay una reunión para planear otra reunión? También a veces en Noruega hay reuniones para quejarse de que hay demasiadas reuniones. Así que el objetivo de cada reunión es cambiar la cultura de las reuniones en la oficina y tener menos reuniones. Pero los noruegos necesitan una reunión para eso.

Nunca llegar tarde

Esto se ha vuelto extraño, ya que rara vez se respeta en otros países; pero en Noruega, es MUY importante llegar a tiempo a una reunión. Debido a esto, todos llegarán 5 minutos antes. No sabemos cuándo la reunión va a terminar, pero al menos sí cuando comenzará.

¿Cuándo es el momento para una reunión?

Por último, para aquellos que quieren saber cuándo programar una reunión de trabajo en Noruega: busquen un calendario de vacaciones escolares..

Nunca se debe programar una reunión de trabajo en Noruega:

– Después de 15:00 en un día de semana normal de lunes a jueves, de modo que aquellos que necesitan salir a las 15:30 para llegar a sus niños en la escuela  todavía pueden hacerlo.

– Un viernes después de 14:00. Una vez un chico suizo puso una reunión un viernes a las 17:00 y fue noticia nacional.

– En julio: todo el mundo en vacaciones a Syden (El Sur de Europa).

– La semana antes del Viernes Santo, un largo fin de semana de Pascuas que los noruegos transforman en unas vacaciones de 10 días.

– Las semanas antes y después de la Navidad.

¡Eso es todo, amigos! Esperamos que te haya gustado nuestro post, ¡cuéntanos qué te ha parecido!


Deja tu e-mail para recibir notificaciones de nuevas publicaciones:

¿Cuánto tiempo se tarda en aprender noruego?

Son varios los alumnos e interesados los que nos escriben con esta pregunta. Muchos de ellos ya consiguieron un trabajo en Noruega y otros lo están buscando, o son estudiantes o simplemente, amantes del idioma nórdico. Cualquiera sea el caso, es común que todos quieran saber cuánto se tarda en aprender noruego y llegar a tener un nivel “aceptable*”. Bueno, no es algo tan sencillo de responder, pero en este post vamos a intentar echar algo de luz al respecto.

*Aceptable en función de las necesidades de cada estudiante y los objetivos que se plantea.

Motivación

Antes que nada… hay algo que es clave: la motivación. Sin motivación, va a ser difícil estar aprendiendo un idioma durante varios meses. Así que pregúntate: ¿por qué quieres aprender este idioma? ¿cuál es tu urgencia, si es que la hay, para aprenderlo?

  • ¿Necesitas saber noruego para un viaje previsto y quieres ir sin miedo de no poder comunicarte?
  • ¿Sientes que es necesario saber noruego para progresar en tu trabajo?
  • ¿Deseas emigrar a Noruega para conseguir un nuevo trabajo y poder ofrecerle un mejor futuro a tu familia?
  • ¿Ya estás instalado en Noruega pero necesitas mejorar tus habilidades idiomáticas para poder integrarte mejor en la sociedad?
  • ¿Tienes amigos o familia en Noruega y te gustaría poder tener una conversación con ellos?
  • ¿Vas a estudiar alguna carrera en Noruega?
  • ¿Simplemente eres fanático de la cultura noruega?

¿Cuál es tu motivación?

Lo más importante primero

Para aprender noruego o cualquier idioma, hay que saber ordenarse, así que primero lo primero: los sonidos. Si logras aprenderlos correctamente al principio, luego te será mucho más fácil memorizar nuevas palabras. Es decir, que si logras esto, tardarás menos en aprender noruego.

Paciencia

Ya que llegar a un buen nivel de noruego es un objetivo que puede tomar varios meses, es importante ponerse metas posibles de lograr. El error más común es que muchos de nuestros alumnos empiezan el curso con demasiado empeño y dedicación. Ahora, ¿eso está mal? No necesariamente. Pero nuestro consejo es que siempre vayan despacio, con una meta más baja de lo que crees que eres capaz de hacer. Tu meta no debe ser aprender un montón de palabras lo más rápido posible, sino crear un hábito. Y eso es lo más difícil de lograr, pero al mismo tiempo, es la clave para aprender noruego, piano, surf o lo que sea. Más info sobre esto en nuestro post sobre los 5 retos para los hispanohablantes que quieren aprender noruego.

Ejemplos de escenarios

Generalmente, para llegar a dominar un nivel A2, que es el que se necesita para trabajar en Noruega, se tardan aproximadamente entre 4 y 14 meses de estudios periódicos. Todo depende de tu esfuerzo diario. Aquí hay algunos ejemplos de esto en la página de nuestro curso:

Estudiar un poco cada día

  • A1 en 2 meses: 17 palabras/día
  • A1 en 3 meses: 11 palabras/día
  • A1 en 5 meses: 7 palabras/día

Estudiar 5 días por semana (p.ej. lunes – viernes)

  • A1 en 3 meses: 17 palabras/día
  • A1 en 4 meses y medio: 11 palabras/día
  • A1 en 7 meses: 7 palabras/día

Pero ojo: no solo hay que aprender nuevas palabras, sino repasar las que hayas aprendido los días previos. Este proceso permite fijar en la memoria, de forma paulatina y sostenida en el tiempo, los conocimientos.

En nuestro curso te ayudaremos con esto. Cuando vayas completando las lecciones en la página web o la aplicación móvil, tu nuevo vocabulario se guardará automáticamente dentro de la página “Mi vocabulario”:

"Tu Vocabulario"
Funcionalidad “Mi Vocabulario”

 

El Curso te ayudará a saber cuando es tiempo de revisar palabras ya vistas, y te notificará cada vez que estés a punto de olvidar palabras que aprendiste anteriormente.
Si tienes más dudas o preguntas sobre esto, ¡no dejes de escribirnos! Estamos para ayudarte 🙂


Deja tu e-mail para recibir notificaciones de nuevas publicaciones:

17 de mayo: 3 cosas que debes saber sobre el día de Noruega

1) ¿Qué se festeja exactamente?

El 17 de mayo de 1814 Noruega firmó su primera (y única) Constitución democrática, que se mantiene hasta el día de hoy y fue redactada en función de los ideales de la Revolución Francesa. A pesar de que Noruega tendría que esperar unas décadas más para alcanzar la plena autonomía, el despertar nacional del 17 de Mayo marca el comienzo de una etapa independentista. Y eso es algo que se merece un GRAN festejo, ¿no?

La Asamblea Nacional de Eidsvoll de 1814. Pintura de Oscar Wergeland.
La Asamblea Nacional de Eidsvoll de 1814. Pintura de Oscar Wergeland.

2) ¿Cómo se festeja el 17 de Mayo en Noruega?

El 17 de Mayo es una de las fiestas más coloridas y populares de Noruega: la gente se agolpa en los principales centros urbanos para celebrar este día con banderas -muchas banderas-, desfiles, música y trajes típicos. 

Ese día todos se visten con sus mejores galas y salen a festejar, así que no se te ocurra aparecer por ahí con la ropa que usas para lavar el auto, ¿ok? Si tienes la posibilidad, únete a la celebración y anímate a experimentar esta fiesta popular tan especial e increíble.

fiestas-noruega

Así que sal a disfrutar y no olvides decirle  a todos: Gratulerer med dagen!! Tradicionalmente, esta frase quiere decir “feliz cumpleaños”, pero este día se usa para saludar a los amigos. Una de las canciones más tradicionales del día de hoy es “Ja vi elsker dette landet” (“Sí amamos a este país”), de Bjørnstjerne Bjørnson.

3) ¿Cuáles son las tradiciones populares de este día?

El 17 de Mayo, los alumnos que terminan el bachillerato (los famosos “Russ”) salen a festejar el final de las clases. Ellos tienen sus propios desfiles -son loquísimos- con buses pintados con frases graciosas y música a todo volumen; y claro, no puede faltar el atuendo: se visten con unos monos de colores todos decorados. Cuando veas a uno, pídele su carnet de identificación: te dará una russekort (tarjeta) con algunos chistes sobre ellos. Los niños les dicen “Har du russekort?” (¿Tienes russekort?) cada vez que ven a un russ, e intentar juntar todas las tarjetas que puedan.

Los egresados noruegos aproveechan el 17 de Mayo para darle rienda suelta toda su locura.
Los egresados noruegos aprovechan el 17 de Mayo para darle rienda suelta toda su locura.
Los niños también tienen sus desfiles escolares con trajes típicos.
Los niños también tienen sus desfiles escolares con trajes típicos.

También se come un pastel tradicional lleno de capas de crema llamado “bløtkake” y helado.

Una t
¿Queda claro que es una torta tradicional para celebrar el Día de Noruega, no?

Queridos lectores: hasta aquí llegó este post. Nosotros nos vamos a preparar nuestras mejores galas para mañana salir a festejar muy bien vestidos, y decir bien fuerte: Gratulerer med dañen!

¡Y no olvides chequear aquí todos los eventos del día! Los dejamos un video del 17 de Mayo del 2015 para que vean de qué van los festejos:


Deja tu e-mail para recibir notificaciones de nuevas publicaciones:

¿Es el noruego el lenguaje del amor?

A Frog in the Fjord  es el blog de una inmigrante francesa en Noruega que se describe a sí misma como una “observadora de los noruegos”. En sus posts, ella relata no solo su experiencia viviendo en este país, sino también las cosas que le llaman la atención sobre idioma noruego y por supuesto, sus habitantes. 

Nos encantan sus escritos y ella nos dejó traducirlos para que nuestros lectores hispanos también puedan disfrutarlos. Hoy presentamos: “¿Es el noruego el lenguaje del amor?”. Puedes leer la versión original en inglés aquí. ATENCIÓN: Nosotros NO tenemos derechos sobre este texto, SOLO lo tradujimos con el permiso de su autora.

Cuando hablo en francés con alguien que claramente no entiende este idioma, casi siempre me dice: “aaaaaaaamo el francés, es un lenguaje tan romántico”. Es obvio que no entendió que nuestra conversación  era sobre ir a la tienda a comprar brócoli y cebollas.

No creo que exista tal como como un lenguaje que sea “El lenguaje del amor”. En el idioma noruego, como en cualquier otro lenguaje, uno puede encontrar muchísimas palabras para expresar amor, nostalgia, deseo, o lo que sea. Aquí hay algunos tips para aquellos que quieran entender el costado romántico de esta lengua.

Ahora bien, como los noruegos tienen cierta dificultad y timidez a la hora de expresar un sentimiento tan fuerte como el amor, hay por supuesto algunas sutilezas complicadas en este terreno.

Tres maneras de expresar el amor

Hay tres maneras de expresar el amor o el cariño en Noruega:  

  • “Jeg liker deg”
  • “Jeg er glad i deg”
  • “Jeg elsker deg”

Al parecer, la primer forma es la más “débil” (eg liker deg/ham/henne), pero también es la que más se usa. Puedes usar esta expresión para hablar de un sentimiento no tan fuerte hacia gente no muy cercana. De hecho, se puede usar perfectamente para hablar de una persona famosa a la que uno nunca ha conocido, una banda de música, una canción, etc.

“Jeg er glad i deg” es algo que le puedes decir a tu círculo cercano: tus mejores amigos, tu pareja (es más “fácil” de decir que “Jeg elsker deg”). La línea que separa el uso de “Jeg liker deg” y “Jeg er glad i deg” todavía resulta un poco confusa para mí. Según un amigo mío, “Jeg er glad i deg” significa algo así como “te quiero”.

Pero aquí es donde comienzan los problemas. Si crees que “Jeg elsker deg” tiene el mismo significado que “te amo/te quiero”, entonces, te estás confundiendo. “Jeg elsker deg” se usa MUY raramente y sólo en situaciones puntuales que implican expresar un sentimiento de amor MUY fuerte, mucho más fuerte que un simple “te amo/ te quiero” español.

Entonces, ¿cómo saber que alguien te “ama” realmente? “Du burde vite det” (uno lo debería saber) es la respuesta que me dan generalmente. Ok,genial. El amor en Noruega se basa en la presunción de que alguien sabe lo amas y entonces él o ella te ama en retribución.Creo que esto es en realidad una excusa para que las personas mantengan sus sentimientos profundos lo más enterrados posible en vez de intentar expresarlos de alguna forma. Es como que ellos dicen: “¿Por qué debería decirte que te amo, cuando ya te he dado algunas palmadas cariñosas en la espalda y eso ya es un signo suficiente para que tú te des cuenta?”. Ese sería el criterio en este caso (o guiñar un ojo, o hacer cualquier otro gesto raro y confuso).

¿A quién le debes decir Jeg elsker deg?

Recuerdo un día que estaba en Inglaterra, en Tesco, y una mujer regordeta de 55 años de edad me dijo: “Hola amor, ¿qué puedo hacer por ti? (Hva i helvete)”. ¿¿AMOR?? ¡Ni siquiera la conocía! De alguna manera, los noruegos usan la palabra “amor” de una forma diferente que “elske”. Esa palabra (elske) solo queda reservada para aquellos seres queridos que están tan cerca del corazón de una persona, que uno seguramente moriría por ellos: estamos hablando de esposas, maridos o hijos. PUNTO FINAL.

Pero incluso aquellos que realmente se “elske” (se aman), no lo dicen tan a menudo, porque sería un poco extraño. De hecho, existe una broma en Noruega que es así: una mujer se quejaba de que su marido no le decía “Jeg elsker” lo suficiente; entonces, él le respondió: “ya te lo he dicho una vez. Te haré saber si cambio de opinión”. Así que ya sabes cómo matar el romanticismo usando una sola frase: simplemente, llama a un noruego.

Basándonos simplemente en esto, es difícil decir que el noruego, o al menos el bokmål, es el lenguaje del amor.

Otras maneras de decir Te quiero

A pesar de lo que dijimos antes, hay muchas palabras noruegas que tienen que ver con el amor y los sentimientos: “kjærlighet” (el amor como sustantivo), “følelser” (sentimientos), “ønske å” (deseo), “forelska være å” (estar enamorado), “kjærlighet ved første blikk” (amor a primera vista), “ømhet” (ternura), “kjæreste” (novio / a).

Å være kjæreste en Noruega es una relación mucho más fuerte que la de una pareja de  novios en Francia, por ejemplo. En Noruega, ser “kjæreste” es un asunto muy serio y puede tardar siglos antes de que eso suceda.

Otra cosa divertida: el uso de “kjære”. Uno podría pensar que “Kjære” significa “Estimado”, como el “estimado” que escribirías al principio de una carta (Estimada Anna). Pero en realidad, “kjære” es una palabra que se usa solo para los seres queridos. Por eso, si le escribes un mail a tu abogado empezando con “kjære” puede resultar un MUY extraño.

¿Cómo amar en nynorsk?

En nynorsk, el amor no es kjærlighet, sino kjærleik (que significa al mismo tiempo “amor” y “juegan juntos”).

El Nynorsk podría ser mucho más el “lenguaje del amor” que el bokmål.

Por otra parte, eso me hace pensar en todos los marineros que navegaron alguna vez el mar de Noruega durante largos meses: dios sabe cuánto anhelo y deseo se han producido durante esos siglos en las costas noruegas.

Una palabra que tiene que ver con esto es “Hugleik”, que se traduce como “fantasía” o “juegos mentales”, pero a menudo se entiende que es una palabra en nynorsk para describir el amor.

Al parecer, hay frases con esta palabra que resultan graciosos, como por ejemplo “eg hugleikar deg av heile mi blodpumpe”, lo mismo que “eg elskar deg av heile mitt hjarte” (Te amo con todo mi corazón – en nynorsk literalmente se traduce a: “fantaseo con todo mi bombeo sanguíneo”).

Esta es una de las razones, (entre tantas otras), que me hace pensar que el nynorsk es mucho más el lenguaje del amor que el bokmål. El Nynorsk siempre parece tener formas muy coloridas e ilustrativas de decir las cosas: este dialecto se presta más a la creatividad y los juegos de palabras.Bueno, ese es mi punto de vista, en realidad, estoy muy lejos de ser una experta en nynorsk.

Apodos cariñosos en noruego

Me preguntaba cómo los noruegos se llaman entre ellos cariñosamente, y aquí hay algunas muestras: “pus” o “kosepus” (como “gatito”), Nuss (como el besito), “hjertet mitt” (mi corazón), “lille venn” (pequeño amigo) , y mi favorito: Snuppa, aunque realmente no me acuerdo qué significa significa.

“Kjerring” parece ser uno de los apodos más controvertidos; a algunas mujeres les gusta, a otras, les parece horrible. Al parecer, depende de dónde se encuentre uno y del dialecto de esa zona. Una vez más,entramos en un terreno complicado.

En francés, la gente llama a los demás “mon amour”, “mon coeur”, “mon bébé” (aunque este último es muy cursi, para mi). La gente muy, muy rara vez dice “Je t’aime” (te amo). Tal vez, no tan rara vez como los noruegos, pero no lo dicen todos días tampoco. Las mujeres francesas usualmente se quejan de que sus hombres nunca se lo dicen, y luego, cuando están borrachos, los tipos dicen eso cada 5 minutos. “Por lo menos, ¡te lo ha dicho  ti!” Sería la respuesta que me daría una amiga sobre esto.

Para concluir, el idioma noruego no es más o menos el lenguaje del amor que cualquier otro idioma. Ok, quizá no es el idioma más romántico del mundo, pero eso realmente depende mucho de cómo cada uno usa las palabras disponibles. La verdadera pregunta es: ¿son los noruegos románticos? ¡Eso lo dejamos para otro post!


Bueno amigos, hasta aquí llegó la traducción; pero habrán nuevas más adelante. ¡Esperamos que la hayan disfrutado! Cuéntanos: ¿Crees que el noruego es un lenguaje romántico?Más posts de la autora:  A Frog in the Fjord 


Deja tu e-mail para recibir notificaciones de nuevas publicaciones:

¿Cuál es el idioma de Noruega?

“¿Idioma de Noruega?”, estarás pensando, “¡es claro que es el noruego!”. Aunque no lo creas, muchas personas nos hacen esta pregunta y déjame decirte algo: no es tan simple de responder. Bueno, ok: el idioma de Noruega es, lógicamente, el noruego. Pero aquí viene el tema de este artículo: Noruega es un país con muchos dialectos. Y eso es algo que debes saber si deseas aprender noruego.

¿Qué es un dialecto?

Por si no lo sabías, un dialecto es, según la academia española, un  “sistema lingüístico derivado de otro, normalmente con una concreta limitación geográfica, pero sin diferenciación suficiente frente a otros de origen común”.En definitiva: una variante lingüística que se habla en un lugar delimitado geográficamente pero que no puede considerarse un idioma “independiente”, ya que es muy similar al idioma “madre” del que deriva.

Por ejemplo, seguramente sabrás que en latinoamérica existen distintos dialectos del español, ya que no se habla el mismo castellano en Colombia, que en Uruguay o Puerto Rico. En fin. En Noruega pasa lo mismo: se habla noruego en todos lados, pero con distintas variaciones.

Lo importante es que estés prevenido y sepas que estas variaciones existen.

Historia de los dialectos noruegos

Todas las lenguas nórdicas derivan de una misma raíz; es por esto que el sueco, el danés y el noruego son idiomas bastante parecidos e inteligibles entre sí.

La historia de los dialectos noruegos es sumamente interesante, porque explica desde una perspectiva lingüística conflictos sociales relacionados al dominio de Dinamarca sobre Noruega*, las diferencias entre las zonas urbanas y las rurales, las tensiones entre los sectores popular y de “elite”, y el sentimiento nacionalista noruego. En definitiva: la historia misma de noruega se puede estudiar desde la evolución de sus distintos dialectos. (Seguramente, más de un nerd amante de la literatura y la lingüística querrá saber más sobre este tema).

Durante gran parte de la edad media, el danés fue el idioma hablado en las áreas urbanas “cultas” de Noruega; ese idioma fue evolucionando y se transformó en algo llamado riksmål, que quiere decir “lengua de los ricos”.

Durante el romanticismo (un movimiento que, entre otras cosas, abogaba por revalorizar las tradiciones nacionales), se reconstruyó y estandarizó el noruego “rural”, y se lo denominó bajo el nombre de landsmål, que quiere decir “lengua de campo” e intenta borrar todos los danicismos.

Hubieron varios cambios desde entonces, y en la actualidad el riksmål  se llama bokmål (“lengua del libro”), mientras que  la landsmål pasa a ser nynorsk (“nuevo-noruego”).

Entre los 431 comunidades noruegos, 37% tienen bokmål como idioma oficial escrito, 26% tienen nynorsk, y el resto son neutrales.

Mapa de los dialectos escritos en Noruega.
Mapa de los dialectos escritos en Noruega.

Ambos dialectos están totalmente aceptados en todos los ámbitos; la primera la podrás escuchar más en el este y la segunda, en el oeste.

El bokmål  es la forma de escribir que se le enseña a los extranjeros que quieren aprender noruego, como tú, que si estás leyendo estas líneas es porque al menos te interesa saber algo sobre esta lengua.

Por otro lado, en Noruega habita el pueblo Sami, que representa a casi dos mil habitantes. Ellos son bilingües y hablan tanto noruego como su propio idioma, que se llama lapón.

Pueblo Sami en Noruega,
Pueblo Sami en Noruega,

* Dinamarca tuvo el control político de Noruega hasta 1814.

Un grupo de cómicos noruegos explica lo difícil que es hablar en danés:

 

¿Cuáles son las diferencias?

Bueno, acá la cosa se complica un poco más, porque en realidad, el bokmål y el nynorsk son dos formas de escribir. Los primeros 71 años después de la constitución del país era solamente una forma de escribir, pero en 1885 se introdujo el nynorsk.

Entre las 431 comunidades noruegos, 37% tienen bokmål como idioma oficial, 26% tienen nynorsk, y el resto son neutrales.

Estos son los dialectos que puedes escuchar a lo largo y ancho de noruega:

  1. “nordnorsk” – noruego del norte, p.ej. Tromsø
  2. “trøndersk” – p.ej. Trondheim
  3. “vestlandsk” – noreugo del oeste, p.ej. Bergen
  4. “østlandsk” – noruego del este, p.ej. Oslo
Mapa de los dialectos noruegos
Mapa de los dialectos noruegos

Usos de las distintas formas de escribir en la vida diaria, según Wikipedia.

  • 86% de alumnos en Noruega usan bokmål como idioma de enseñanza en el colegio.
  • 9% de los libros que se publican están disponibles en nynorsk.
  • 89% de los periódicos se publican con bokmål.

Escucha los distintos dialectos noruegos en esta canción:


Deja tu e-mail para recibir notificaciones de nuevas publicaciones:

Una azafata nos cuenta cómo aprender noruego

Anna, una azafata alemana con máster en estudios hispánicos, nos cuenta tips e ideas para aprender noruego y no desesperarse en el intento.

Hay personas que saben dos idiomas, unas pocas tres, y son contadas las que manejan más de cuatro. Anna es una de ellas. Esta azafata alemana (que no le gusta revelar su edad exacta, pero sugiere que ronda los cincuentas) sabe más de cinco idiomas: japonés, español, italiano, francés, noruego, inglés y alemán, claro.

¿Cómo lo consiguió? Curiosidad, perseverancia y trabajando como azafata, lo que le permitió viajar por todo el mundo y conocer gente nueva constantemente. Aunque ahora reside en Nueva York, vivió cinco años en Japón, casi diez en Noruega y otros varios en España, donde se especializó en estudios hispánicos.

Un día, mientras tomaba clases en una universidad española, escuchó a un grupo de noruegos hablando. Ella no reconoció el idioma (nunca antes lo había escuchado) y enseguida se sumó a la charla. Fue así que comenzó a estudiar noruego, y tanto le gustó el idioma que decidió radicarse en el país nórdico y trabajar para la aerolínea de bandera.

¿Crees que tienes un don para aprender idiomas, o algo así?

(Risas) Un don es mucho…pero tengo facilidad, es cierto, y mi trabajo también influye. Para mi, aprender un idioma es un placer, no lo veo como algo penoso. Por eso lo disfruto. Pero entiendo que hay gente que tiene que aprender un idioma por trabajo o estudios y puede ser difícil al principio. Pero todos pueden aprender un nuevo idioma, todos, y en cualquier momento de la vida. Yo tengo más de 50 y siempre estoy aprendiendo cosas nuevas. No te creas eso de que: “si no lo aprendiste de pequeño, entonces no podrás de mayor…”. No. Eso es una excusa y una traba mental para no avanzar.

¿Cuál es la clave para aprender un idioma?

Estudiar un poco todos los días. No estudiar 18 horas un día y luego, nunca más. No. Mejor un poco todos los días. Y luego, sumergirte en el idioma.

¿Cómo se puede lograr eso?

Viendo películas, hablando con gente por Skype, escuchando canciones, leyendo más allá de los libros de texto. Conociendo no solo el idioma, sino también la cultura del país que te interesa. Y sobre todo, hablando con nativos. Hablar, hablar, hablar. Sin miedo, sin timidez. Si te equivocas, bueno, ¿cuál es el problema? Sigues y ya.

(Mira más ideas para aprender noruego de una forma divertida aquí)

¿Qué crees es lo más difícil para un hispanohablante que quiere aprender noruego y no sabe inglés?

Me imagino que pronunciar nuevos sonidos debe ser difícil, pero no es imposible. Lo importante es acostumbrar el oído y todos los días repetir lo que más cuesta. Todos los días. No me digas que no tienes 10 minutos por día para repetir algunos sonidos, porque no lo creo.

¿Qué es lo más lindo de aprender nuevos idiomas?

Poder charlar libremente con gente de otros países y darse cuenta de que, a pesar de las fronteras y las costumbres, puedes generar una conexión con personas de todo el mundo. Además, la independencia de poder viajar y sentirse más seguro, poder leer autores en su lengua nativa y sin dudas, es un diferencial a la hora de buscar trabajo. Muy grande, por cierto.

 


Deja tu e-mail para recibir notificaciones de nuevas publicaciones:

Excusas para NO aprender noruego… ¿Cuál es la tuya?

Las excusas para NO aprender noruego son tantas y tan diversas, que decidimos hacer un blogpost sobre el tema. ¡Cuéntanos cuál es la tuya!

Excusa N°1:

“Me encantaría aprender noruego pero… ¡no tengo tiempo!”

Esa es una de nuestras excusas más escuchadas. Mucha gente cree que para aprender noruego (o cualquier idioma) hay que dedicarle al estudio cuatro horas por día, o algo así…y créenos, eso es una exageración.

Claro que cuánto más tiempo le puedas dedicar al estudio, mejor. Pero si quieres aprender noruego y crees que no puedes porque trabajas, estudias o tus niños te absorben el tiempo, con cinco minutos por día estarás bien. Irás lento, pero es mejor ir lento y constante, que estudiar cinco horas un día y luego…nunca más.

Puedes empezar de a poco, aprendiendo verbos, reglas básicas, vocabulario, etc. Lo importante no es aprender, sino al día siguiente, memorizar lo que aprendiste el día anterior. En este post hablamos sobre lo importante que es repetir y repetir para que tu cerebro “absorba” información y no la “largue” luego.

Así que recuerda: cinco minutos por día para ir lento pero seguro, y estarás bien. Además, puedes descargar nuestra app gratuita y utilizar el tiempo que pasas en el transporte público o haciendo colas para practicar un poco.

Excusa N°2

“Quiero aprender noruego, pero no sé ingles”

Para los hispanohablantes que no saben inglés, aprender noruego es todo un reto. Pero atención: dijimos “reto”, no “imposible”. Que el hecho de no saber inglés no te trabe. Es verdad que si sabes inglés, alemán o sueco, por ejemplo, aprender noruego te será más fácil, porque son idiomas que descienden de una misma raíz y conservan estructuras similares. SIN EMBARGO, no quiere decir que no saber inglés debe ser un impedimento. En este blog post hablamos sobre el tema. ¡Leelo para más información y derriba esta excusa!

Excusa N°3:

“No tengo micrófono para practicar los ejercicios de pronunciación” o “tengo problemas con mi ordenador”

Si no tienes micrófono, o tu ordenador no anda muy bien,  puedes descargar nuestra app gratuita y practicar la pronunciación desde allí. También puedes usar tu Tablet.

Excusa N°4:

“No puedo abrir los ficheros”

Para abrir los ficheros, es necesario antes haber descargado un programa para abrir archivos en PDF.

Recuerda que si tienes algún problema técnico, puedes contactarnos para más orientación.

Excusa N° 5

“Estoy a la espera de recibir noticias sobre una oferta de trabajo en Noruega. Por eso estuve mirando cursos de noruego. Si aceptasen mi candidatura empezaría a tomar clases”

Si estás pensando en buscar trabajo en Noruega, lo mejor es estar preparado. Para trabajar, saber el idioma es fundamental, como también para llenar formularios y hasta para hacer entrevistas de trabajo. Es posible que te pidan exámenes de noruego antes de contratarte; así que lo mejor sería empezar cuanto antes para no arrancar de cero si aceptan tu aplicación.

¿Tienes más excusas para NO aprender noruego? ¡Dinos cuál es la tuya y te diremos cómo derribarla!


Deja tu e-mail para recibir notificaciones de nuevas publicaciones: