Viajar, Comer y Amar en Noruega

¿Qué podemos decir de José David Jurado? Realmente, el hombre es todo un suertudo: se la pasa viajando, y en su blog Viajar, Comer y Amar vuelca sus experiencias alrededor del globo.

Aunque escribe desde hace solo tres años, ya recorrió buena parte del mundo, y claro, Noruega no es la excepción. José visitó el país nórdico y retrató sus andazas con una serie de crónicas y fotos espectaculares. Hoy, lo entrevistamos para que nos cuente más sobre su impresión en el país de los vikingos. Pero, cuidado: leer esta nota te va a generar unas ganas irrefrenables de sacar pasajes para el próximo vuelo a este país.

1) ¿Por qué elegiste visitar Noruega y no otro lugar? ¿Siempre quisiste ir allí o surgió de casualidad?

Porque la Oficina de Turismo de Noruega en España me invitó a ir. Pero aparte de eso, Noruega es un país al que siempre había querido ir. Yo estaba haciendo una exposición en un debate para la asociación de Bloggers de Barcelona y la oficina de turismo iba a elegir a un miembro de la asociación (para representarla) en su próximo blog trip (viaje organizado al que se invita a bloggers de viaje para que cuenten su experiencia). El caso es que en mitad del debate, el representante de la oficina de turismo decidió que fuera yo el elegido. Ante mi sorpresa, no me quedó más remedio que reconocoerle, que yo no pertenecía a la asociación. Pero aún y así me invitaron a descubrir Noruega.

2) ¿Qué paisaje fue el que más te impactó en Noruega?

Los alrededores de Honningsvag con el sol de media noche. Esa luz espectacular y los lagos forman unas escenas impresionantes. Vivir el sol de media noche fue la experiencia más emocionante y bonita de todo el viaje. Su gastronomía también me gustó mucho, aunque para mi gusto, un poco pesada en algunos platos. Pero preparan los pescados y las carnes que es una delicia. Lo del salmón ahumado, aunque parezca típico es impresionante. Después de comer salmón ahumado en Noruega, es difícil que te guste los sucedáneos que a veces nos venden aquí.

3) ¿Qué característica cultural de los noruegos fue la que más te llamó la atención?

Su sentido del humor. Asistimos a una obra de teatro en la que ellos mismos se reían de sus rarezas. De ser los que tenían los sentimientos más al norte, de ser los antipáticos más al norte… y cosas así. Muy divertido. En algunas zonas, me sorprendió lo duro que puede llegar a ser pasar el invierno. Vivir allí no debe ser nada fácil.

4) ¿Cuáles son los mayores inconvenientes a la hora de viajar a Noruega? ¿Y las ventajas?

Los precios. Noruega es un país más caro que España, aunque organizándote bien sabiendo qué hacer y qué no, tampoco lo es tanto. Como ventajas, te diría que sus paisajes son increíbles y también que no es complicado encontrar gente que hable inglés. Si no lo hacen, se esfuerzan en ayudarte. Visitar el país hablando noruego debe ser muy interesante también.

5) ¿Qué lugar que no pudiste visitar te hubiera gustado recorrer?

Me hubiera haber podido estar en Oslo, Bergen, uf… muchos sitios. Noruega es muy grande y tiene muchas cosas más que sólo el cabo norte, las auroras y el cangrejo rey.

6) ¿Tenías alguna idea de Noruega que, una vez que conociste el país, te diste cuenta que no era como creías?

No tenía ni pajolera idea. Fue toda una sorpresa y muy agradable.

7) ¿Qué consejo le darías a alguien que quiere irse de mochilero a Noruega?

Que ahorre y que lea mucho sobre el país, su gente y lo que hay que hacer allí. Noruega no es un país para irse de mochilero. De todas formas hay maneras para ir conociendo gente e ir visitando el país, que además de ser muy enriquecedoras, también reducen un poco el gasto. Ir en grupo es también una buena idea para compartir gastos de alojamiento y transporte.

¡Gracias David por compartir tu experiencia con nosotros! Si tu también has viajado a Noruega y quieres contarnos cómo te fue, ¡escríbenos!


Deja tu e-mail para recibir notificaciones de nuevas publicaciones:

¿Por qué hay un límite de palabras diarias para aprender noruego?

Si ya estás tomando nuestro curso, o estás interesado en hacerlo, habrás visto que existe un límite diario de palabras que puedes aprender por día. Muchos alumnos nos preguntan a qué se debe ese límite, ya que consideran  que pueden aprender muchísimas más palabras por día. ¡Nos encanta su entusiasmo! En realidad, aprender 20 o 30 palabras por día, como muchos sugieren, no es imposible. Sin embargo, ¿es conveniente?

La respuesta es: NO. Aprender noruego es un proceso que puede durar un buen tiempo, y la clave del éxito radica en poder generar una costumbre que puedas mantener. No sirve de nada que un día te propongas aprender la mayor cantidad posible de palabras, si los días siguientes no las repasas, ni aprender otras nuevas.

Ponemos un límite diario de palabras que puedes aprender por día para que llegues a tu objetivo final sin frustrarte en el camino. ¡Alcanzar la meta no es para ansiosos!
Ponemos un límite diario de palabras que puedes aprender por día para que llegues al final de la carrera sin frustrarte en el camino. ¡Alcanzar la meta no es para ansiosos!

En este artículo, te contamos cómo funciona la memoria a la hora de aprender palabras nuevas, y por qué repasar lo que aprendiste los días anteriores es fundamental. 

Conocemos muchos alumnos que han intentado, con un poco de ansiedad, aprender cientos de palabras los primeros días. Con el correr del tiempo, su entusiasmo disminuye y terminan abandonando. También conocemos estudiantes que, por otro lado, se ponen metas realistas que pueden cumplir todos los días. Estos últimos son los que llegan al final del curso habiendo adquirido sólidos conocimientos del idioma noruego. En definitiva, es como la fábula de la tortuga y la liebre: es mejor ir lento y seguro, que rápido y perder la carrera.

Seguro ya conoces esta fábula, ¿no? Sino, acá te la refrescamos
Seguro ya conoces esta fábula, ¿no? Sino, acá te la refrescamos

Por eso, nuestro consejo es: que no te gane la ansiedad. Considérate satisfecho si puedes mantener un hábito a largo plazo: esa es la verdadera clave para aprender noruego o cualquier idioma.

Estos son algunos comentarios de nuestros alumnos que eligen aprender pocas palabras por día para mantener un ritmo constante de aprendizaje:

Juan Carlos – “Me gusta el sistema de repetición diario ya que me ayuda a guardar todas las palabras en mi memoria a largo plazo”

Cristina – “Pienso que este curso me está motivando a aprender el idioma por que te hace ver que casi sin esfuerzo, sólo repitiendo, puedes aprender rápido y muy fácil.”

Una recomendación: aumenta paulatinamente el tiempo que le dedicas al estudio, siempre y cuando puedas mantener ese aumento con el correr de los días.

Puedes encontrar distintas ideas para aprender noruego en nuestro blog, donde hablamos sobre el tiempo que se tarda en aprender noruego y te brindamos distintos consejos.

Otras ideas útiles:

1) Lleva un diario de tu aprendizaje donde registres la cantidad de tiempo que le has dedicado al estudio y si has podido cumplir o no con tu meta diaria.

curso de noruego
Nuestro curso te notificará cada vez que hayas alcanzado tu límite diario de palabras

2) Presta atención a las herramientas que te provee nuestro curso para estar al tanto de cuántas palabras nuevas has aprendido, y cuándo debes volver a repasarlas para no olvidarlas.

¿Tienes dudas? ¿Sugerencias? ¿Quieres compartir con nosotros tu técnica de estudio? ¡Escríbenos!


Deja tu e-mail para recibir notificaciones de nuevas publicaciones: