Un barcelonés en Trondheim: hispanohablantes en Noruega

Estamos haciendo un libro para documentar la experiencia de varios hispanohablantes en Noruega, que decidieron dejarlo todo para arrancar de cero allí.  Cristian, (31 años, español, ingeniero químico), es uno de los que prestó testimonio para este proyecto, que creemos que puede ser útil para todos los que como él, soñaron alguna vez con instalarse en tierras nórdicas. Aquí, un extracto de lo que nos ha contado sobre su experiencia:

¿Por qué decidiste ir a Noruega, en vez de a otro país?

Noruega fue el primer país que me dio una oportunidad laboral interesante. Realicé una estancia de tres meses en el 2011, y tras finalizar mis estudios y dada la imposibilidad de encontrar trabajo en España, decidí buscar fortuna en otros países; empezando en Noruega, donde ya tenía contactos.

¿Cuáles eran tus principales miedos/dudas antes de viajar a Noruega?

Mis principales miedos y dudas eran si podría solventarme con mi sueldo; cómo sería la gente, si me ayudarían a resolver los problemas que irían surgiendo; qué actividades sociales podría hacer; cómo podría aprender el idioma; entre otras.

¿Había algo que imaginabas de Noruega que una vez que llegaste, descubriste que no era así?

Lo que más me sorprendió es el ritmo de vida en general. Al menos en la ciudad donde vivo, es más tranquilo que en mi natal Barcelona. No obstante, los trabajadores aprovechan mucho el tiempo de su jornada laboral y son muy efectivos.

 Otra cosa que me sorprendió es lo bien que las leyes cuidan a las personas en cuanto al trabajo y los servicios sociales. Por último, me sorprendió gratamente lo bien que se concilia la vida laboral y familiar: los noruegos saben dedicar el tiempo adecuado a su jornada laboral pero también tienen mucho tiempo para disfrutar del ocio.

 

¿Cuál fue el error más grande que has cometido durante tu emigración a Noruega?

Mis dos errores más grandes fueron no ahorrar un poco más de dinero (porque el depósito de mi piso de alquiler era muy elevado) y no haber aprendido algo de noruego antes de llegar.

¿Dónde vives actualmente en Noruega y a qué te dedicas?

Actualmente vivo en Trondheim desde enero de 2014. Soy ingeniero químico y estoy realizando un postdoctorado en el departamento de Ingeniería Química de la universidad NTNU, el cual durará hasta enero de 2016.

¿Cuál fue tu reto más grande después de llegar a Noruega?

Mi mayor reto fue el de iniciar una vida completamente nueva lejos de todo lo que tenía hasta ahora.

Llegar a otro país y enfrentarme a un supermercado con productos desconocidos; lograr realizar todos los trámites correspondientes para formalizar mi estadía; afrontar un trabajo nuevo y con compañeros que eran completos extraños para mí; hacer nuevas amistades y buscar actividades placenteras; comenzar a estudiar noruego; establecerme en mi nuevo apartamento y realizar los trámites adecuados para normalizar los pagos y darme de alta de los servicios básicos lo antes posible. Y, todo esto, ¡sin la compañía de un amigo cercano, una pareja o un familiar!

¿Si pudieras darle un consejo a otros españoles que planean hacer lo mismo que tú, cuál sería?

Mi consejo es que la gente que decida venir para aquí se prepare bien antes, tanto económicamente como a nivel de idioma.  Estos dos elementos son muy importantes para vivir pero también para la Oficina de Inmigración, que son los que dan el visto bueno a que puedas quedarte.

Un error muy grande que cometen muchas personas, es que se van a otros países a la aventura, a ver qué pasa.

¿Cómo lograste encontrar tu puesto de trabajo?

Encontré mi puesto de trabajo gracias a la estancia que realicé en 2011 durante mi doctorado. Contacté con la profesora que tuve en ese momento para solicitarle una carta de recomendación y me ofreció reenviar mi currículum a sus compañeros por si surgía alguna oportunidad en la que pudiera encajar. Esto me abrió las puertas a las empresas escandinavas.

¿Cuál fue el momento en el que te has sentido más orgulloso desde que has decidido emigrar?

Te sientes muy orgulloso de ti mismo en el momento en el que a pesar de estar solo en un país desconocido, ves que te desenvuelves bien en el día a día y descubres que eres más independiente de lo que creías. Cada día es una nueva aventura y hay muchos altibajos, pero al final, a pesar de las dificultades, vale la pena por todo lo que aprendes día a día.

¿Recomendarías esta experiencia? ¿Volverías a hacerla?

Rotundamente sí. No es únicamente una experiencia laboral, es una aventura de crecimiento en muchos aspectos, sobre todo en el personal. Viajar es crecer, ayuda muchísimo a abrirse al mundo, conoces gente de todos los puntos del planeta y compartes experiencias y formas de vida; te permite comenzar una vida desde cero y vivirla como tú escojas. La parte negativa es que tu familia y amigos se quedan atrás, pero siempre estarán ahí para apoyarte en la distancia y con las nuevas tecnologías, la distancia no se nota tanto.

Una última cosa, pero no menos importante: el hecho de desplazarte a otro país te otorga la sensación de notar que no perteneces a un único sitio, si no que perteneces al mundo; y que si quieres, puedes. Muchos ánimos y fuerza para todas las personas que decidan embarcarse en una aventura similar.

¿Tienes una historia de inmigración en Noruega? ¡Cuéntanos y participa de nuestro libro!


Deja tu e-mail para recibir notificaciones de nuevas publicaciones:

6 comentarios en “Un barcelonés en Trondheim: hispanohablantes en Noruega”

  1. Muchas gracias por compartir mi experiencia! Espero que pueda servir de ayuda a los que se plantean venir a Noruega

  2. Por lo que veo todo el mundo que se va a Noruega tiene estudios superiores.Un simple trabajador no tiene opciones de emigrar?

    1. No es solamente cuestion de estudios, Jose. Si tienes interes en venir a Noruega lo importante es destacar. Si por estudios no puedes destacar, la competencia es mucho mas feroz y en ese caso debes afilar las armas que tengas disponibles. Aprender noruego, por ejemplo, te puede facilitar mucho las cosas.

  3. hola como estan?exelente la pagina…yo soy fotografo y editor de videos y tengo ganas de probar suerte en los paises nordicos…y sobre todo en noruega…queria saber si udstedes me pueden dar una mano con algun consejo o si es posible con mis actitudes poder viajar a noruega y vivir tranquilo….gracias!!!!

  4. Enhorabuena por el Blog, nos aporta fuerza a los que tenemos in mente proyectos ilusionantes.

    Soy profesor y me encantaría vivir en Trondheim o alguna otra ciudad Noruega como voluntario u ofreciendo ayuda de cualquier tipo sin cobrar. Tan sólo necesitaría que me ofrecieran los mínimos medios de acogida básica.

    ¿ Pensáis que sería posible encontrar algún organismo o familia que hiciesen realidad mi proyecto ?

    Gracias y ánimo con el Blog.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *